Nacionales

Precios de bonos (basura) de El Salvador se hunden cada vez más


Hace una semana habían caído a precios que no se veían en la última década, El Salvador fue degradado a Bonos Basura, pero hoy cayeron aún más.

Si los bonos salvadoreños habían caído la semana pasada a precios que no se veían hace una década, hoy será un día que dejará un récord ya que cayeron todavía más.

El mercado de valores está cada vez más preocupado por lo que está pasando en El Salvador y los inversionistas están reflejando desconfianza para adquirir deuda salvadoreña. Por ejemplo, el bono que más se desplomó este lunes ha sido el pagadero a 2050, pues su valor cayó a $67.6, es decir que si un inversor pagó $100 por uno de esos bonos le estaría perdiendo $32.4. El bono que le sigue es el de 2041, cuyo costo descendió a $70, según indicadores de sitios especializados.

Los bonos más próximos a pagar son los de 2023, los cuales han caído a un precio de $83.8; mientras que los de 2025 se desplomaron a $76.2.

Según economistas, este ha sido el peor día para los bonos salvadoreños.

Esta estrepitosa caída de los bonos salvadoreños ocurre un día después de que la Corte Suprema de Justicia decidió seguir adelante con la juramentación de 98 jueces, en contra de la orden que dio la Cámara de Familia de San Miguel a los tres poderes del Estado: Judicial, Legislativo y Ejecutivo, de abstenerse de ejecutar el decreto de retiro forzado y vulnerar los derechos de los jueces y magistrados, incluso la medida impedía hacer traslados de funcionarios hasta emitir una sentencia definitiva. Sin embargo, los abogados juramentados este domingo tomaron posesión de sus cargos hoy en clara desobediencia de la orden judicial.

El descenso de los bonos ha venido en picada desde el 1 de mayo cuando la nueva Asamblea Legislativa destituyó a cinco magistrados de la Sala de lo Constitucional que luego fueron sustituidos por otros abogados impuestos en esa Sala y que forman parte del pleno de la Corte que nombró a nuevos jueces.

El martes de la semana pasada los bonos salvadoreños cayeron a precios que no se registraban hace una década, según los indicadores de mercados financieros internacionales.

El bono 2023 llegó a $85.3  por cada $100 invertidos, pero es el bono 2035 el que cayó a un precio más bajo, llegando a los $71.7, siendo este el precio más bajo desde 2011, cuando se cotizaba por arriba de los $100, y que en 2016, cuando cayó a $80.

El bono 2050 se desplomó el martes al punto más bajo desde que se emitió. Este es el de $1,000 millones que se emitió el año pasado.

El economista Ricardo Castaneda opinó en su cuenta de Twitter que “la caída acumulada en los bonos salvadoreños es significativa. Por ejemplo el que se vence en 2035, ha llegado a su punto más bajo en la última década”.

Debido a los altos porcentajes de caída, como en el caso de los bonos a 2050 que acumula una baja del 21.7%, Castaneda consideró que una salida de los inversionistas puede ser “venderlos, aunque pierdan. Y esto es un mensaje: la próxima si te compro me vas a tener que pagar más intereses o mejor ya no te vuelvo a prestar”.

Categorías:Nacionales