Internacionales

Fingió que se ahogó: La cruel historia de una mujer que conspiró para matar a su esposo en EEUU


La estadounidense Denise Williams fue condenada a 30 años de prisión por participar en la conspiración de la muerte de su esposo, fingiendo que se ahogó mientras cazaba patos, informan medios locales. La audiencia se produjo a raíz de la decisión del Tribunal de Apelaciones, de noviembre del 2020, de revertir la pena de muerte, impuesta previamente contra Williams.

Mike Williams, tasador de bienes raíces de 31 años, desapareció en diciembre del 2000 durante lo que supuestamente era un viaje de caza de patos en solitario a un lago del condado de Jackson, en Misuri. En aquel entonces hubo especulaciones de que se habría caído de su bote, siendo devorado por caimanes. Su desaparición provocó una búsqueda masiva por parte de las autoridades, que, sin embargo, no pudieron encontrar el cadáver.

Ante esta perspectiva, Denise Williams solicitó que su esposo fuera declarado muerto por ahogamiento accidental. En el 2005 se casó con su amigo Brian Winchester. La verdad se descubrió en 2016, cuando los dos se divorciaron y Winchester secuestró a Williams, amenazando con matarla. El hombre fue detenido y condenado a 20 años de prisión por ese delito.

Más tarde firmó un acuerdo con las autoridades, en el que aseguró que él y Denise Williams eran amantes y planearon el asesinato del entonces marido para poder cobrar 2 millones de dólares en seguros de vida. Winchester testificó contra su exesposa a cambio de inmunidad en ese caso.

Confesó que viajó con Mike Williams el día de la tragedia con el fin de matarlo, fingiendo que se había ahogado. Sin embargo, al ser empujado por la borda, Williams logró mantenerse bajo el agua. Entonces Winchester le disparó en la cara, arrastró su cuerpo a la orilla para después llevarlo en su camioneta a un pequeño lago ubicado al norte de la ciudad de Tallahassee, en Florida, donde el cadáver fue finalmente enterrado.

Categorías:Internacionales