Nacionales

Los colones BUKELIANOS serán digitales


El Gobierno de Bukele planea la introducción de una criptomoneda que sirva para pagar servicios, según muestran vídeos donde aparecen dos de los hermanos del presidente. Preliminarmente, la llaman “Colón Dólar” y su implementación está planificada para finales de 2021, de acuerdo con lo que los promotores de la medida, Ibrajim y Yusef Bukele, dijeron en reuniones con inversionistas extranjeros. Los hermanos de Nayib Bukele dicen operar en su nombre. El Faro obtuvo grabaciones de más de dos horas y documentos que detallan la medida.  El Gobierno respondió que son propuestas descartadas, pero los hechos coinciden con la planeación.

La Ley Bitcoin es solo la puerta de entrada para un plan del Gobierno que Nayib Bukele dirige junto a sus hermanos: han ideado la creación de una nueva moneda nacional, una versión digital de los colones de antaño, según El Faro pudo constatar a través de videos de esas negociaciones privadas con inversores extranjeros de bitcoin. Preliminarmente, la moneda se llama  “Colón Dólar”. Es una criptomoneda distinta al bitcoin y cuyo valor se amarra al de una moneda física, como el dólar, lo que la hace menos volátil. Este plan no ha sido discutido en público por el Gobierno desde que el 9 de junio la Asamblea Legislativa dominada por Bukele aprobó el uso del bitcoin como moneda de curso legal, siendo el primer país del mundo en hacerlo.

En los videos se observa una planificación detallada que va más allá de crear una moneda: el Gobierno también tiene en mente la creación de un nuevo sistema financiero. Así lo dicen los principales tomadores de decisiones de este plan, que no son funcionarios públicos con nombramientos oficiales, sino Ibrajim y Yusef, dos hermanos de Nayib Bukele que se presentan como asesores de la Presidencia.  Son, junto al otro hermano Karim, los principales estrategas de este gobierno.

Yusef Bukele: “Ya está decidido”

El 27 de mayo, ocho días antes del anuncio en Miami de la Ley Bitcoin, los hermanos Yusef e Ibrajim se reunieron en Google Meet con Jack Mallers, fundador de Strike. Strike es el nombre más común asociado a la iniciativa bitcoin en El Salvador, porque fue su fundador, Mallers, quien dio al mundo la primicia de que el país adoptaría la criptomoneda. Mallers es promotor del experimento bitcoin de la playa El Zonte, lugar donde vivió tres meses. Strike es una aplicación desarrollada por la empresa Zap Solutions, basada en Chicago. En la misma sesión estuvo el director financiero de Strike, Bob Scully. El Faro tuvo acceso a un video de esta reunión.

El problema es que hace rato las arcas del gobierno no están bien no tenemos dólares que respalde esta moneda, los anteriores gobiernos vendieron la moneda y la legalidad de fabricar moneda por lo tanto los dólares que recibimos fueron comprados a Estados Unidos, el único con derecho y legalidad para imprimir mas dólares, es así que no podemos ni tenemos la forma como financiar la nueva moneda, a menos que esta no se real y como decimos nos vendan pajaritos preñados para después despertar de un solo y entender que esta moneda es otro invento de los bukeles y no beneficiaria a el pueblo sino a su familia.

Carlos Acevedo, expresidente del Banco Central de Reserva y exdelegado para Centroamérica ante el Fondo Monetario Internacional, dice que la propuesta de la digitalización de todo le gusta y eventualmente cree que el mundo terminará adoptando el modelo de Estonia, pero señala que en el contexto actual de El Salvador es una propuesta que solo añade ruidos.

Sobre la moneda digital, no es tan optimista. Advierte que la situación en El Salvador es diferente a países como China, que ya anunció la creación de su yuan digital. “Esos bancos centrales ya emiten moneda fiduciaria. El respaldo de la moneda digital sería esa moneda fiduciaria. El “respaldo” en El Salvador serían los dólares, que El Salvador no emite. Gran diferencia”, explica Acevedo. 

Para Acevedo, “la lógica del experimento implica un proceso de desdolarización de facto, con todos los efectos disruptivos catastróficos que tendría desdolarizar.” Este economista cree que si El Salvador estuviera en mejor forma macroeconómica y ya emitiera su propia moneda, el experimento podría resultar. “Pero estamos en una situación fiscal realmente crítica. Esta iniciativa solamente exacerba la vulnerabilidad fiscal y orilla más al país hacia una situación de default. Las multilaterales han expresado claramente que no apoyan la bitcoinización y los bitcoiners obviamente no aportarán recursos para evitar la debacle fiscal.”

Categorías:Nacionales